LA CURVA DE LAFFER Y LOS IMPUESTOS

Con el nuevo Consenso Fiscal 2021, enviado al Congreso por el Poder Ejecutivo en los últimos días del año 2021, se propone incrementar las alícuotas de los impuestos provinciales (sellos e ingresos brutos) y se promocionan otros (impuesto a la herencia). Así, se estableció una pauta contraria al Consenso Fiscal del año 2017, que buscaba la disminución gradual de los impuestos, principalmente los distorsivos como el impuesto sobre los ingresos brutos. Esta circunstancia nos ha dado la oportunidad de analizar la aplicación de la teoría de la Curva de Laffer.
Para el economista Arthur Laffer subir las tasas o alícuotas impositivas no necesariamente aumenta la recaudación, pudiendo disminuirlas. De hecho, no sucede lo mismo en determinada coyuntura si se adoptara una reducción.
La Curva de Laffer es la representación gráfica de la relación económica existente entre los ingresos fiscales y las tasas o alícuotas impositivas, mostrando cómo varía la recaudación fiscal al modificarse las mismas, llegando a un punto límite que se denomina punto de inflexión, en el que la recaudación comienza a descender, algo que podría no ocurrir si se disminuyeran las tasas o alícuotas.
Es decir, busca explicar de manera simple que no necesariamente la suba de impuestos por parte del gobierno va a significar más ingresos y, por el contrario, una disminución podría llevar a un aumento de la recaudación.
La dificultad está en predecir cuándo se llega al punto de inflexión de la Curva, por lo que Laffer demostró que la recaudación impositiva está ligada a tasas o alícuotas que financieramente el contribuyente pueda soportar sin que el Estado pierda su objetivo.

Desde este punto, ya sea aumentando t (tasa o alícuota) o disminuyéndola, como lo promociona Laffer, la recaudación disminuye, pero con consecuencias distintas. Si en el punto de inflexión el Fisco disminuye en forma voluntaria la alícuota, si bien disminuye la recaudación, esta en parte se realimenta y recupera la disminución por otras variables que entran en juego.
No todos los economistas están de acuerdo con la Teoría de Laffer, cada uno con las justificaciones correspondiente
Ahora bien, si nos focalizamos en nuestro régimen tributario argentino con más de 160 impuestos, el punto de inflexión de la Curva de Laffer se debe haber superado en muchas ocasiones. Pero eso en parte se diluye y no se visualiza como corresponde por la gran inflación que nos acosa y los gastos imposibles de evitar causados por una pandemia que se presentó en todo el mundo.
Un ejemplo de la existencia de la Teoría de Laffer lo da en que para algunos expertos tenemos una evasión (situación de informalidad) del 40% del total a recaudar.
Recordemos que hace unos cuantos años atrás se permitió que una porción del impuesto a las ganancias sobre las rentas provenientes de la relación de dependencia se destinara a la compra de acciones en la Bolsa de Comercio. Algo que era también educativo, al esperarse el impulso de una conciencia accionaria que no se concretó al no resultar exitoso el proyecto, que no se repitió.
También, como ejemplo de la incidencia impositiva tuvimos la exención impositiva sobre la inversión en la construcción de los hoteles internacionales, todo lo cual nos acerca a los conceptos de la Curva de Laffer.
Además, si exigimos para financiar los gastos de la pandemia más aportes a nuestros importantes contribuyentes, por ser exclusivamente “grandes contribuyentes” y no porque pueden ayudar al país de manera amplia, se logrará una disminución futura de las inversiones, algo también previsto en esta curva.
También es interesante conocer que cada impuesto tiene su curva, y cada actividad y contribuyente también, lo que nos lleva a concluir que el Estado debe ser muy cuidadoso a la hora de fijar tributos, porque a cada contribuyente no se le puede exigir más del punto que nosotros llamamos de saturación y que se refiere a su equilibrio financiero.
No obstante, el intendente de la Municipalidad de Capitán Sarmiento, Alfredo Iguacel, se acercó a las consecuencias positivas de la Curva de Laffer cuando redujo el número de tasas, pero no las alícuotas, que cobraba a su cargo, obteniendo una mayor recaudación.
Para ir concluyendo, podemos decir que Arthur Laffer con su famosa curva demostró dos aspectos: el primero es que, una vez llegada la recaudación a un punto máximo que él llamó punto de inflexión y que podríamos denominar punto de saturación, aquella en lugar de aumentar comienza a descender; el segundo aspecto es que una disminución de las tasas o alícuotas, en algunas circunstancias, puede realimentar la recaudación, incrementándola en lugar de continuar con su disminución.
Es cierto que cualquier reducción de alícuotas o tasas impositivas es bien recibida por los contribuyentes, pero para que haga los efectos que se pronostican en la Curva de Laffer y se visualicen plenamente, entendemos que deben ocurrir los siguientes aspectos principales, a saber:
1. La disminución de las alícuotas o tasas impositivas debe ser importante y no gradual.
2. También debe permanecer extendido por un tiempo de manera que genere confianza.
3. No deben confluir, al mismo tiempo, variables que interfieran aspectos económicos y dificulten su visualización.
Si bien no es fácil predecir cuándo se llega al punto de inflexión de la Curva de Laffer, este demostró que la recaudación impositiva está ligada a alícuotas o tasas que financieramente el contribuyente puede soportar sin que el Estado pierda su objetivo.
Sería importante demostrar que el punto máximo de recaudación -el punto de inflexión- es el punto de equilibrio financiero de los contribuyentes para aportar a los impuestos.
Es comprensible que cuando los impuestos incrementan el precio de los bienes y servicios, disuaden su compra y, por lo tanto, reducen la recaudación por una baja de la actividad económica. También sucede que el pase a la informalidad produce los mismos efectos, debido a que el contribuyente busca evadir la alta presión tributaria.

FUENTE: ESTUDIO RIVAROSSA Y ASOCIADOS.



ver adjunto
LA CURVA DE LAFFER Y LOS IMPUESTOS
LA CURVA DE LAFFER Y LOS IMPUESTOS
LA CURVA DE LAFFER Y LOS IMPUESTOS